Fases de desarrollo

En función de las necesidades del cliente, el proyecto se desarrollará hasta el punto que este decida. Unas veces se podrá tratar exclusivamente de un proyecto de decoración y otras se desarrollará una intervención más completa que podrá desarrollarse en las siguientes fases:

1. Estudio previo: 

Se valorará el estado actual del espacio a intervenir, la realidad física de dicho espacio (estructura, instalaciones, etc.) y se harán propuestas de intervención. En esta fase se hace un análisis de todos los requisitos, objetivos y características técnicas del espacio.

2. Anteproyecto:

Se desarrolla la idea elegida para confirmar que esta es la más acertada.

3. Proyecto:

Se definen con exactitud mediante planos, todos los aspectos a definir para la realización de la intervención. Esta definición se desarrollará en función del alcance de la intervención, mediante  planos definiendo acabados, instalaciones y detalles de los elementos singulares que se deban implementar. Igualmente se desarrollará  una primera estimación económica.

Se presenta la propuesta y se realizan los ajustes demandados por nuestros clientes.

Una vez esté todo ajustado, se realizarán todos los trámites administrativos, legales y técnicos  necesarios para ejecutar obra, y obtener las correspondientes licencias.

4. Ejecución de obra:

Una vez obtenidas las correspondientes licencias se realizarán las obras en el plazo acordado, bajo la supervisión del arquitecto, para garantizar la calidad en la ejecución de la obra, así como la resolución de cualquier imprevisto durante la misma.

Igualmente se realizará un seguimiento del presupuesto y de los plazos de obra acordados con el constructor.

5. Recepción de la obra:

Finalización de los trabajos  con la conformidad del cliente, entrega de documentación final,  expedientes administrativos y licencias. 


¡Lo más vendido!

Fabricantes

Novedades

Promociones especiales

Proveedores

Etiquetas